Filiación: estudios en la identidad

La profesora Marda Rose dirigió a un elenco de futuras estrellas del escenario en dos obras de un acto, con el tema de Filiación, exploraciones de cómo formamos la identidad individual y grupal.

Gallery not found. Please check your settings.

 

Estudio en blanco y negro
Virgilio Piñera, Cuba, 1969

Novio–Antonio Clairmont
Novia–Anna Bax
Persona 1–Austin Govero
Persona 2–Marda Rose
Persona 3–Angeline Rodríguez

Esta obra tiene lugar en el Parque de los Mártires, donde hay una estatua ecuestre y un banco con una pareja sentada acariciándose. Entran dos personas, la primera dice “Blanco” y la segunda dice “Negro.” Cada uno coge por su lado y sigue con su palabra (blanco o negro), tratando de persuadir a la otra que cambie de opinión y que diga el opuesto (es decir, blanco o negro). Los novios escuchan la discusión pero no les pone mucha atención hasta que la primera les pregunta, “¿Blanco o negro?”. Entonces empieza una discusión aún más grande porque la novia dice, “Blanco,” mientras el novio dice, “Negro.” Ninguno de los dos desea cambiar de opinión y se enfadan porque ninguno de los dos piensa complacer al otro por decir lo mismo. La escena termina con los cuatro gritando blanco o negro hasta que entra otra persona que grita, “Amarillo.”

El retablo de las maravillas
Miguel de Cervantes Saavedra, España, 1615

Chanfalla–Osvaldo Díaz
La Chirinos–Angeline Rodríguez
Rabelín–Antonio Clairmont
Gobernadora–Gabbi Wilson
Pedra Capacha (Escribana)–Grace Kim
Benita Repollo (Alcaldesa)–Anna Bax
Juan Castrado (Regidor)–Austin Govero
Juana Castrada–Olivia Schwarz
Teresa Repollo–Audrey Metcalf
Sobrino–Mandy Kwan
Furrier de compañías–Zach Weiss
Invitada–Ana Morris

Chanfalla y Chirinos llegan a un nuevo pueblo donde planean presentar su Retablo de las maravillas. Se encuentran con la gobernadora, la alcaldesa, la escribana y el regidor del pueblo y les expresan su interés de presentar el retablo de las maravillas. También les explica que el retablo sólo podrá ser visto por personas que tengan sangre pura, en otras palabras, por aquellos que fuesen cristianos. Toda persona que fuese judía o mora no tendría la posibilidad de verlo. Después de ponerse de acuerdo, presentan el retablo a unos miembros del pueblo. Todos ellos fingen ver  todo lo descrito para probar que poseen sangre pura. La obra culmina con la llegada de un furrier quien pide a la gobernadora alimento y alojamiento para sus hombres que se encuentran muy cerca del pueblo. La alcadesa acusa al militar de ser otro personaje del retablo. La gobernadora y sus asistentes le preguntan al militar si él puede ver las figuras del retablo. Al responder que no ve nada, es acusado por todos de no tener sangre pura lo que lleva al militar a perseguirlos por toda la casa.

Directora–Marda Rose
Ayuda técnica–Chris Cavagnaro, Drew Mason, Mandy Kwan, Angeline Rodríguez

Agregue un comentario